Archivos de la categoría ‘Bromas’

Os dejo una solución por si os aburrís en un cajero después de sacar dinero: siempre podréis echar una partidilla al Angry Birds:

Anuncios
Ni con ese tamaño, creo yo...

Ni con ese tamaño, creo yo…

El 10 de enero de 1.749 apareció en varios periódicos londinenses una anuncio que rezaba aproximadamente así:

El próximo lunes día 16 una persona realizará grandes proezas en el real teatro de Haymarket. En primer lugar, con un bastón [que algún caballero entre el público le deje] imitará el sonido de cualquier instrumento musical que exista. Después pondrá una botella de vino común y corriente [que podrá examinar quien así lo desee] encima de una mesa en elmedio del escenario y, acto seguido, se introducirá en ella. Así mismo, cualquier persona podrá examinar la botella con el hombre dentro, comprobando así sin lugar a dudas de que el tamaño de la botella es el mismo que cualquier botella que se pueda encontrar en cualquier taberna.

Obvia decir que se generó una enormísima expectación ante tal prodigio, y el día 16 de enero de 1.749 el teatro de Haymarket estaba totalmente lleno de gente. Pero lo que allí ocurrió finalmente distaba mucho del espectáculo que se anunciaba. (más…)

El “gigante” de Cardiff

Publicado: 2 febrero, 2013 en Bromas, Engaños
Etiquetas:
Exhum,aciópn de los "restos" del Gigante de Cardiff

Exhumación de los “restos” del Gigante de Cardiff

El 16 de octubre de 1.869 unos obreros que excavaban un pozo contratados por William C. Newell (más conocido como “Stub”) hicieron un hallazgo que los dejó de piedra, nunca mejor dicho. Encontraron lo que parecían ser los restos de un hombre petrificado. Por si esto no fuese suficientemente extraño, dichos restos tenían una longitud de 3’04 metros (10 pies en el sistema anglosajón de medida), lo que indudablemente se correspondía con las medidas propias de un gigante. William Newell, que vio en el gigante petrificado un buen medio para obtener unos ingresos extra -y, ¡quién sabe!, a lo mejor poder dejar de trabajar- decidió desenterrarlo y exponerlo al público por la módica cantidad de 25 centavos la visita. Como quiera que se corrió la voz y que la gente empezó a agolparse frente al lugar, en sólo dos días el precio de la entrada había ascendido de 25 a 50 céntimos. Newell no tardó mucho en darse cuenta del valor de su gigante y poco tiempo después lo vendió por 23.000 dólares de la época (una cantidad que hoy serían aproximadamente 420.000$, una cifra nada desdeñable) a un grupo de cinco hombres.

(más…)

La calle más concurrida del mundo

Publicado: 9 diciembre, 2012 en Bromas, Personajes
Aspecto de la calle  (grabado de la época)

Aspecto de la calle
(grabado de la época)

El 27 de noviembre de 1.809, en torno a las 5 de la mañana, un deshollinador llegó al número 54 de la calle Berners, ubicada en la ciudad de Westminster. Allí, al parecer, residía la señora Tottenham, quien al parecer había requerido por correo y con urgencia sus servicios. La sirvienta que le abrió la puerta le dijo que debía haber algún error ya que su señora no le había dicho que se hubiesen solicitado los servicios de ningún deshollinador para ese día. Al poco de irse éste, llegó otro, quien recibió la misma respuesta. A este nuevo deshollinador le siguió otro, y luego otro, y otro, hasta completar un total de 12. Parece ser que la señora Tottenham no había solicitado nada. (más…)